EBI URUGUAY

Leer más »

Llegando antes del tiempo...

Leer Más »

Tema del Mes de Diciembre

Llevando la palabra de Dios a los niños...
Leer Más »

Agosto el mes de los niños

Vea como fue la feria biblica en todo el pais
Leer Más »

El Espíritu Santo sobre nuestras vidas
Leer Más »

Una palabra especial para edificar a todas las educadoras
Leer Más »

E.B.I. en acción

Vea como fue realizado el Punto de Fe en las iglesias del pais...
Leer Más »

Recursos para la clase

Usando la creatividad y llevando la palabra de Dios...

sábado, 5 de diciembre de 2015

Plan Especial Hoguera Santa



OBJETIVO: Llevar a los niños a que sepan que Gedeón fue un hombre de mucha fe y conocía las Promesas de Dios para Su pueblo.
Viendo que los enemigos los afrentaban y ridiculizaban a Dios, se indignó pidiéndole a Dios una solución.
LECCIÓN: LA INDIGNACIÓN DEL VENCEDOR
“Cuando el Ángel del Señor se le apareció a Gedeón, le dijo: ¡El Señor está contigo, guerrero valiente! Pero, Señor —replicó Gedeón—, si Dios está con nosotros, ¿cómo es que nos sucede todo esto? ¿Dónde están todas las maravillas que nos contaban nuestros padres?”

Gedeón vivió en una época en la que el pueblo de Dios estaba siendo perseguido por los enemigos.El pueblo trabajaba y producía, pero vivía en la miseria porque le robaban.
Cada tanto, los enemigos venían y robaban todo lo que el pueblo había producido.Por eso, Gedeón se indignó contra la situación.Él sabía Quién era Dios. Conocía las historias del pasado, de cómo Dios había liberado al pueblo de Israel de la esclavitud en Egipto, enviando plagas para que Faraón los dejara ir.Sabía que, cuando el pueblo había sido acorralado por el ejército y había quedado entre el ejército y el mar, ¡Dios había abierto el Mar Rojo para que el pueblo pasara, de manera extraordinaria, de modo que las aguas del mar quedaron como si fueran una pared a la izquierda y a la derecha del pueblo, y todos ellos pisaron en tierra seca en el medio del mar!Años después, lo mismo sucedió con el río Jordán.Para que el pueblo llegara a la Tierra Prometida.Y, a cada batalla para conquistar la Tierra Prometida, Dios le daba la victoria a ese pueblo. Así, lograron establecerse y prosperaron.¡Gedeón sabía todo eso y mucho más!Conocía la historia de Abraham y cómo Dios siempre le había sido fiel.Conocía la historia de Josué y las victorias que Dios le había dado al pueblo.Conocía la historia de Noé y cómo Dios lo había salvado del diluvio.Oía las historias maravillosas de ese Dios poderoso que había salvado a su pueblo de manera extraordinaria.Y, ahora, ese mismo pueblo estaba oprimido y derrotado, viviendo en la miseria y con miedo, al punto de tener que esconderse y aceptar ser robado por los enemigos.¿Cómo podría aceptar eso, sabiendo todo lo que sabía?Y, si ese Dios poderoso y maravilloso realmente estuviera con él, ¿cómo estaban sucediendo esas cosas horribles?Entonces, Gedeón se indignó contra esa situación.
Si Dios estaba con él, esa situación vergonzosa no podía continuar.Él no se indignó contra Dios, sino que se indignó contra la situación.Al igual que él, podemos actuar de la misma forma.Esto es la fe inteligente. Si Dios está con nosotros, entonces Su Palabra tiene que cumplirse en nuestra vida y en la de nuestra familia.Vos podés - y debés - indignarte contra la situación y aliarte con Dios contra el mal que ha destruido a tu familia o estorbado tu vida.

La indignación no es rebeldía.

La rebeldía tiene que ver con la desobediencia, y eso está mal.La indignación tiene que ver con no aceptar la situación justamente por saber que esa situación no tiene nada que ver con Dios.Gedeón era un indignado, pero no era rebelde. Él tenía temor a Dios y justamente por respetarlo y saber quién era Él, no aceptaba esa situación.No te conformes con la situación, ni te acobardes frente a las dificultades.Si entregaste tu vida a Dios de cuerpo, alma y espíritu, tenés el derecho de tener una vida de calidad.Él está a tu lado y quiere ser tu aliado contra todas las dificultades.En la vida siempre tendremos problemas, pero con Dios venceremos todos los problemas que vengan.Él nos garantiza la victoria y podemos exigir eso de Él.No de una forma desconsiderada, sino exigirle por saber que Él no miente. Él no se enojó cuando Gedeón Le preguntó por qué pasaban esas cosas si ël estaba con ellos.Pero Dios no dijo que estaba con el pueblo, dijo que estaba con Gedeón.El pueblo estaba clamando por la liberación, pero aún había muchas cosas incorrectas en medio a ellos.Tenían incluso un altar para un Dios extraño llamado Baal.Para que Dios pudiera estar con ellos iban a tener que reconciliarse con Él.Dios es Santo y, para andar con Él, también tenemos que ser santos.Debemos apartarnos de lo que no Le agrada. Debemos cuidar nuestro comportamiento para no mentir, no ser maliciosos, perdonar, ayudar a los demás, oír y obedecer a nuestros padres y a Dios, en fin, tener actitudes de un hijo de Dios.En la parte de arriba del Altar del Templo de Salomón, en San Pablo, está escrito: “Santidad al Señor”.
En el lugar más importante de aquel lindo Templo está escrito lo que debe estar grabado en nuestro corazón y en nuestra mente. ¿Qué significa “Santidad al Señor”?
Significa separarse para Dios, como Su propiedad exclusiva.La Biblia dice que nuestro cuerpo es Templo del Espíritu Santo.Él quiere habitar dentro de nosotros.El Espíritu Santo viene a habitar en aquellos que buscan esa santidad.Y quien tiene el Espíritu Santo tiene los pensamientos de Dios.

No te quejes, indignate en contra de la situación y creé en Dios.
Cuando ves una situación en tu vida que no está bien, que parece injusta, viene una indignación desde el fondo.Esa es la energía de la indignación.Usá la fuerza de tu indignación de una manera positiva, y no negativamente.Usarla de una manera negativa es utilizarla para quejarse, culpar a los demás y volverse rebelde.Usarla de manera positiva es usarla como combustible de la fe.La fe es la certeza de las cosas que se esperan.Por ejemplo, si tus padres están peleándose y vos sabés que Dios quiere que ellos sean felices.Entonces, no es correcto que estén peleándose.En lugar de gritarles o alterarte, podés colocar la energía generada por esa indignación en la certeza de que esa relación va a ser restaurada y ellos van a estar bien.Podés hablar con Dios, en oración, ¿recordás lo que dijimos sobre la oración?En tu cuarto, sin que nadie vea, usá el nombre de Jesús, expulsá el mal que está causando la división en tu familia, pedile a Dios que cuide a tu familia y bendiga tu casa.Tené la certeza de que la situación va a resolverse y hacé un pacto con Dios, para que tu vida sea de Él y, así, verás Su voluntad siendo hecha.Gedeón sacó cosas incorrectas de su vida, sacrificó, obedeció a Dios y fue a la guerra contra los enemigos con un ejército muy pequeño. Pero tuvo coraje porque confiaba en la Palabra de Dios.Él usó la indignación como combustible de su fe y logró vencer a varios ejércitos.Logró liberar a su pueblo y aliarse a Dios con la fuerza de su indignación, que le dio la valentía que no tenía.Dios no cambió, continúa siendo el mismo Dios de Gedeón. 

CONCLUSIÓN:
No te conformes con la situación, ni te acobardes frente a las dificultades.Sé un niño que piensa y Le exige a Dios Su Palabra, en su vida y la de su familia. 

Observaciones para las educadoras:
Hacerles preguntas a los niños ( las que colocamos debajo son sugerencias que pueden ser usadas, pero la tía, que conoce a los niños y está con ellos en el momento de la clase, puede- y debe- crear sus propias preguntas relacionadas al tema, para interactuar con ellos y hacerlos pensar, aplicando su propia vida a lo que oyeron.)
Pedir testimonios (es importante que los niños vean el resultado de lo que ha sido predicado.
Así como el pastor muestra los testimonios de transformación de vida, es importante que la tía también muestre testimonios.
Converse con los niños y vea qué hicieron esas enseñanzas es sus vidas.
Usted se sorprenderá y el Espíritu Santo orientará su trabajo.)

Sugerencia sobre las preguntas:
¿Hay alguna situación en tu vida que te cause indignación?¿Quién estaba conforme con la situación y, después de haber oído, aprendió a usar la indignación y vio el resultado? (Esa pregunta debe realizarse a lo largo del mes, después de que el niño ya haya estado en algunas clases sobre el tema.) 

Nota:
Interactuar con los niños de acuerdo con las respuestas.Pedirle dirección al Espíritu Santo.
Saber darle ejemplos al niño para que reciba, cada día, una enseñanza extra.Los temas son mensuales, pero las tías deben enriquecerlos con ejemplos diariamente.
Frases clave para orientar la clase de los niños menores:
Gedeón conocía las maravillas que Dios había hecho.Si Dios estaba con Él, esa situación horrible no podía continuar.Indignate contra el mal y aliate a Dios.
Indignación no es rebeldíaDios nos garantiza la victoria y podemos exigirle eso.Apartate de lo que no Le agrada a Dios.
Quien tiene el Espíritu Santo, tiene los pensamientos de Dios.No te quejes, indignate en contra de la situación y creé en Dios.Hacé un pacto con Dios para vencer

jueves, 3 de diciembre de 2015

Indignación

Durante todo el año, enseñamos aquí en la EBI, pasajes bíblicos relatando los maravillosos sucesos del Dios Vivo en medio de Su pueblo. Usted conoció las impresionantes historias de lo que Él hizo en el pasado y entendió que Dios sigue siendo el mismo, y que Él espera que Sus hijos continúen confiando y esperando en Sus Promesas. En la época de Gedeón, él también escuchó al hombre de Dios hablar de los milagros del pasado. Escuchó las maravillosas historias sobre cómo Dios liberó al pueblo hebreo de la esclavitud en Egipto, de manera extraordinaria.

Gedeón guardó muy bien eso en su corazón y no lo olvidó. Sin embargo, comenzó a ver que su pueblo sufría por la opresión de otros pueblos, que invadían sus campos y destruían su ciudad. Gedeón se indignó grandemente con aquella situación. Su pueblo tenía que trabajar a escondidas las semillas y el ganado – y hasta dentro de cavernas, porque los otros pueblos venían y robaban sus pertenencias-. Él ya no aguantaba tener que trabajar tanto y despertar de madrugada espantado, con miedo de ataques, hasta que… “Y el ángel del SEÑOR se le apareció, y le dijo: El SEÑOR está contigo, hombre valiente.

Entonces Gedeón le respondió: Ah Señor mío, si el SEÑOR está con nosotros, ¿por qué nos ha ocurrido todo esto? ¿Y dónde están todas Sus maravillas que nuestros padres nos han contado, diciendo: "¿No nos hizo el SEÑOR subir de Egipto?" Pero ahora el SEÑOR nos ha abandonado, y nos ha entregado en mano de los madianitas” Jueces 6:12-13 Dios no creyó que era un berrinche de él, sino que Gedeón creía tanto en lo que Dios había prometido a Su pueblo, que estaba clamando por el cumplimiento de la promesa, ya que eso no era lo que él estaba viendo realmente.

Él sabía que Dios no mentía, entonces, esa situación que estaban viviendo no tenía sentido. Gedeón mostró su fe al tomar la actitud de cobrar las promesas de Dios, lo cual agradó a Dios. Hasta entonces, ningún pueblo Lo buscaba y, por eso, cada vez sufrían más y se distanciaban del Señor. Con esto, aprendemos que sin fe, es imposible agradar a Dios. Entonces, si usted cree en la Palabra de Dios y en su casa hay problemas económicos, enfermedades y muchas peleas, tiene que indignarse contra esa situación.

No es rebeldía contra Dios, sino indignación contra el mal. Los justos no pueden aceptar ningún tipo de opresión o esclavitud. Esa indignación nos hace experimentar el poder de Dios, nos da condiciones de proseguir y aún, el poder ayudar a otros que están sufriendo. Dios se agrada cuando manifestamos esa fe inteligente y buscamos vivir una vida de sacrificio y obediencia a Él. Eso también incluye la fidelidad en los diezmos y ofrendas, pues creemos en la protección que promete a quien es fiel, por lo cual, hacemos nuestra parte para garantizar que no estaremos en las manos de nuestros enemigos. No podemos aceptar el sufrimiento, ni acobardarnos delante de los problemas.

Nuestro Dios, es el Señor de los Ejércitos y Sus hijos no pueden comportarse como derrotados. Ellos tienen que ser valientes y esforzados y con actitud de vencedores, no importando la situación.


Ester Bezerra

http://www.fonteajorrar.com/es/

domingo, 1 de noviembre de 2015

Mes de Noviembre

HUMILDAD


OBJETIVO : Enseñar a los niños a seren humildes para reconocer la soberanía y la
majestad de Dios . SER HUMILDE

"Porque he descendido del cielo, no para hacer mi voluntad, sino la voluntad del que me envió."  Juan 6-38

CONCLUSIÓN :
Para seguir en la fe , debemos negar nuestra voluntad y poner primero la voluntad de Dios .

Observaciones para las educadoras:
• Hacer preguntas a los niños ( ya que ponemos a continuación son sugerencias que pueden ayudar , pero la educadora,es quien conoce los niños y es con ellos en el tiempo de clase , puede y debe - crear sus propias preguntas , relacionadas con el tema , para interactuar mejor con ellos y hacerles pensar , aplicar sus propias vidas lo que han oído ) .
• Pida a los testimonios ( es importante que los niños vean el resultado de lo que ha sido
predicado . Como un pastor muestra los testimonios de la transformación de la vida es
importante que la educadora también muestran testimonios. Hable con los niños y vea que estas enseñanzas han hecho en sus vidas . Usted se sorprenderá y el Espíritu Santo va a guiar su trabajo).

Preguntas sugeridas:
¿Alguna vez has pedido algo para su madre o su padre y , después de haber ganado , dejo aun lado? Alguna vez se puso mal por no reconocer un error ? Han dejado de hacer algo que su madre envió y luego vio que ella estaba en lo cierto ? Ya tuvo problemas para desobedecer ?¿Quién era orgulloso y , después de lo que escuchó , aprendió a ser más humildes ? ( Esa pregunta debe hacerse durante el mes , después de que el niño ya ha visto algunas clases del tema . )
NOTA : Interactuar con los niños , de acuerdo con las respuestas. Pida la dirección del Espíritu Santo. Sabéis dar ejemplos al niño cada día recibirán una enseñanza adicional.
Los temas son mensuales , pero las educadoras deben enriquecerlas con ejemplos diarios.   

   1a semana del 1 al 8 de noviembre
Jesús vino a hacer la voluntad de Dios

El Señor Jesús fue enviado al mundo por el Padre con una misión difícil: Él se sacrificó en lugar de toda la humanidad, para darnos la salvación. Y antes de eso, tendría que perder derecho a vivir su propia vida para preocuparse por los demás.
Lideró una multitud, era odiado, calumniado y despreciado. Habló cosas y las personas no lo entendieron. Nada fue sido fácil para él. Sin embargo, dejó en claro cuál es su posición delante de él: yo no estaba aquí para hacer su voluntad, sino de Dios.
Usted puede preguntarse y discutir, pero él no era Dios? Como podría haberlo dicho? Sí, Él era Dios, pero él estaba aquí en forma humana, es decir, recibió la naturaleza humana.
Recuerda lo que explicamos en septiembre en la carne? Sí, él tenía esta carne, la voluntad humana. Eso es lo que estaba hablando aquí.
El no vino hacer su voluntad humana, sus emociones e impulsos, sino la voluntad de Dios, la voluntad del Espíritu, que tenía un plan para todo, aunque algunas cosas no fueron muy agradable en el momento.
                                                                                      
                                  2a semana del 9 al 15 de noviembre                                
  Dios sabe lo que es mejor para cada uno

Cuando nos entregamos totalmente a Dios, Él no impone nada, dejá que Él actúe. Dios sabe todo. Mucho más que un padre, Dios sabe lo que es mejor para cada uno. Él conoce el futuro y puede ver todas las posibilidades del futuro que cada elección nuestra puede crear. Así que no es mucho más inteligente dejar que Él nos guíe? No sabemos elegir bien las cosas, pero podemos utilizar algunas técnicas de inteligencia para nuestra vida espiritual. Por ejemplo, para tener esta humildad del Señor Jesús, no imponer la nuestra voluntad, sino para hacer la voluntad de Dios. Recuerde que dijimos hace unos meses que Él es omnipresente (es decir, esta en todos los lugares), omnipotente (tiene todo el poder), omnisciente (todo lo sabe)? Entonces, es mucho más Inteligente hacer la voluntad del que conoce todas las cosas, creó todo el universo y sabe lo que va a suceder. Debemos saber lo que queremos, pero nuestra voluntad, de forma inteligente, debe siempre sujeto a su voluntad. En caso de duda, su voluntad siempre gana.             


3a semana del 16 al 22 de noviembre
                                         Dile no a lo que es contrario a la voluntad de Dios

¿Cómo hacer esto? Debemos decir NO a todo lo que es contrario a su voluntad.Para saber cual es su voluntad, tenemos que estar conectados a Él. ¿Cómo? Por medio de una
cuidadosa lectura de la Biblia, poniendo atención a lo que aprendemos en la iglesia y también a través de la Oración.
Recuerden lo que enseñamos acerca de la oración el mes pasado? No es leer una reza o algo que memorizo, es una conversación sincera y directa con Dios, siempre utilizando el nombre de Jesús, que nos da acceso Dios. Sólo a través de la oración podemos decirle lo que necesitamos, y  que queremos hacer sólo Su voluntad. Por lo tanto, podemos confiar en que lo que pase será la voluntad de Él.
Corazón no piensa
¿Alguna vez realmente quizo un juguete o algo que viste en la publicidad, esforzamos mucho por su madre a comprar y cuando ganó, que utilizó un poco y pronto se olvidó. Lo quizo tanto, tanto, pero después de ganar, pierde la gracia.
Esta es la prueba de que no siempre sabemos lo que es mejor. Nuestra voluntad y nuestros impulsos nos lleva a pensar que algo es mejor para nosotros, pero las decisiones tomadas por el corazón no son inteligentes.
Y cuando le sucede de querer algo demasiado y sus padres no lo quiere comprar porque ellos sabían que no era bueno para usted? Como alguien que  te ama, le puede dar algo que usted todavía no tiene condiciones de obtener?
Imagínese usted querer mucho una moto , con la edad que tiene. ¿Su padre sabe que se te da una moto, en pocos meses o dias usted se muere , porque no estas preparado para conducir. Si ya es peligroso para los que tienen licencia de conducir y es usada para luchar contra el tráfico, imaginate para alguien tan joven!
Del mismo modo, a veces Dios dice que no a todo lo que queremos, porque no era lo mejor  para nosotros. Su voluntad es siempre la mejor. Vamos a seguir el ejemplo del Señor Jesús y decir: "Hágase tu voluntad, Señor!".
Para hacer esta oración debe ser humilde, reconociendo que Dios es soberano.    


4a semana del 23 al 30 de noviembre
EL humilde y el orgulloso

     
Ser humilde no tiene nada que ver con ser pobre. Lo opuesto a la humildad es orgulloso. Hay mucha gente pobre que es orgullosa y muchos ricos que son humildes. Esto tiene que ver con el carácter de la persona y no con dinero ella tiene.
Una persona orgullosa piensa que solo ella tiene la razón, ella lo sabe todo. Ella no acepta la opinión de otros, no acepta la orientación y no reconoce el error.
Pero los humildes oyen y reflexionan, para ver si esa opinión tiene sentido. Acepta orientación, reconoce el error y pide perdón. Esta conciente que no siempre tiene la razón y está abierto a aprender, porque sabe que tiene mucho que aprender y quiere mejorar. Una  persona asi siempre sera vencedora.
A principios de este año, hemos hablado de la obediencia. El humilde es obediente, eso porque saber que no es el dueño de la verdad. El no hace solo aquello que quiere. El humilde  sabe ser un siervo . El siervo no hace su propia voluntad. El empleado cumple con el jefe. Un hijo cumple con los padres. Un estudiante debe cumplir con los maestros. Y quien dice  ser un hijo de Dios, no debe obedecerle? Y alguien que se dice siervo Dios no le debe obedecer? ¡Por supuesto! Es importante confiar en que Él sabe lo que es mejor para nuestras vidas. Y es por eso que ofrecemos toda nuestra vida en sus manos. Porque así, sabemos que estamos a salvo.                


viernes, 9 de octubre de 2015

# Compartilhar

Facebook Google Plus RSS Feed Email

Seguidores

Total de visualizações

Archivo del Blog

Copyright © EBI URUGUAY | Traduzido Por: - Premium Blogger Templates